ESPISOTOMÍA, ES VIOLENCIA OBSTÉTRICA?

La episotomía es una incisión de perineo para aumentar la apertura vaginal durante el parto. Esta práctica va ligada a la instauración de la postura tumbada a la hora de dar a luz.

Debemos pensar que el echo de parir tumbadas, nos obliga a empujar contra la gravedad. Y es en estas circunstancias que es más fácil sufrir desgarros más lentos de curar.

Si el parto se produce con total libertad de movimiento, y todo el proceso progresa de forma espontánea, es raro que se produzcan desgarros, y en el caso que si se producen cicatrizan mucho mejor ya que son menos profundos.

Por eso las doulas hacemos mucho incapie en la importancia que tiene preparar el periné para darle más elasticidad.

La episotomía usada de forma indiscriminada provoca, en muchos casos, precisamente todo aquello que supuestamente se quiere evitar, como incontinencia urinaria, relaciones sexuales dolorosas y una herida que tarda largo tiempo en curar.

Además, la OMS, tras realizar diversas investigaciones en torno al uso de la episotomía, reconoce que es necesario tan solo en un pequeño porcentaje de los casos. Para el resto, más que beneficios, lo que puede traer es hemorragias e infecciones postparto. Así vemos que no se ha podido demostrar ningún argumento valido por el que la episotomía se practique de forma rutinaria.

Otra consecuencia de esta practica es el dolor que produce en la madre, y que puede durar días, por lo que algo tan sencillo como sentarse puede resultar complicado debido al dolor.

“La episotomía aumenta el número de mujeres que sufren lesiones perinatales, provoca dolor considerable que a veces dura semanas e incluso meses, y aumenta la pérdida de sangre. Al favorecer los desgarros alrededor o dentro del esfínter anal, la episotomía media hace que aumenten las posibilidades de sufrir incontinencia fecal a corto y largo plazo, dolor en las relaciones sexuales, infección, apertura de heridas y formación de agujeros entre la vagina y el recto.”

Tampoco se ha demostrado que la episotomía proteja contra el sufrimiento fetal.

Si no hay evidencias medicas y si ni tan solo la OMS la recomienda como práctica habitual por rutina, porque se sigue practicando dicha incisión en las mujeres durante el parto?

Si está demostrado que parir tumbada empeora todo el trabajo y que por ello los médicos insisten en el corte en el perieno, porque no se facilita el que la mujer pueda parir en otra postura, mucha más libre, más natural, en que le bebé tenga más facilidad para salir, y no vaya en contra de la gravedad?

Vemos que la episotomía usada de forma indiscriminada provoca muchos más daños que beneficios en la madre y el bebé.

Entonces podemos decir que estamos ante un caso de violencia obstétrica?

SI, sin ninguna duda.

La mujer puede y debe estar bien informada por el personal sanitario durante todo el trabajo de parto, y decidir libremente sobre su cuerpo y sobre el momento que está viviendo.

Y por ello, durante el preparto, es importante que sepa que alternativas tiene si dicho personal sanitario le quiere practicar la incisión de perineo, y pueda   decidir sobre ello.

Para poder evitar la episotomía, durante el preparto, las doulas y matronas recomendamos preparar la zona para ejercitar los músculos, darles más elasticidad y disminuir la resistencia muscular.

Es algo muy sencillo. Tan solo se necesita aceite natural, de rosa mosqueta o de almendras dulces, por ejemplo, y un espejito para ayudarnos. Se deben lubricar bien los dedos con dicho aceite, si te lo haces tu sola, mejor con el pulgar, e introducirlos unos tres o cuatro centímetros dentro de la vagina, empujando el perineo hacia abajo, hacia el recto y hacia los lados, firme pero con delicadeza, has que notes una sensación como de escozor. A medida que te deje de molestar  puedes ir aumentado la apertura lateral. Es bueno realizar estos ejercicios a diario.

Hay que tener en cuenta que hay algunos cas, pocos, en los que estos ejercicios están contraindicados, como infecciones vaginales, placenta previa, amenaza de aborto.

Como vemos, la episotomía, que si que es considerada como una practica de violencia obstétrica, debe no realizarse de forma sistemática, y solo ser realizada cuando sea indispensable.

Las embarazadas deben estar bien informadas para llegar preparadas al parto y poder decidir con total libertad. Y además, como hemos visto, con unos simples ejercicios, ayudaremos a nuestro perineo a estar más flexible y ejercitado, y eso dará más puntos a la hora de evitarse una incisión innecesaria.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s